Seleccionar página

DIVINO ORÍGEN DE LOS ESPÍRITUS; COMO NACEN Y COMO SE LES FORMA EL PRIMER CUERPO DE CARNE; ESPÍRITU Y CARNE NACEN DE UN MISMO PUNTO SOLAR.-

Sí hijito; los espíritus nacen en los soles y se adhieren a la materia en forma sucesiva; ó bién, consecutiva; el nacimiento de una criatura es inseparable de las relaciones sexuales; esta acción de la naturaleza, es una acción magnética; un derecho que todos poseen; y poseyéndolo todos, nadie sabe que es lo que sucede en el interior de los sexos; porque nadie vé; lo que la ciencia humana sabe, es una microscópica parte de la verdad; en lo que concierne a lo espíritual, nada sabe; sólo sabe lo que sus imperfectos instrumentos le indican; la relación hombre-mujer, es una relación pedida en el Reino de los Cielos; la relación es una y nó lo que vuestro capricho quiere ó quiso; el divino Mandamiento dice: Y harán una sola carne; un sólo matrimonio; esto es lo supremo para entrar al Reino; es una ley universal; el que tuvo más de una carne, el que tuvo muchos matrimonios, cumplió con sus deseos; más, no entra al Reino de los Cielos; porque por sobre todos los deseos, por sobre todas las cosas, está la Ley del Padre; no exsiste prohibición pero hay obligación prometida en el Reino; de vosotros salió esta ley y os fué concedida; los matrimonios que siendo violadores de la Ley del Padre, aunque sea en lo más microscópico, no valen ante el Padre; deben ser anulados; porque de lo contrario, perpetuáis el mal; lo transmitís a vuestros hijos, hasta la tercera generación; y os alejáis más y más del Reino; en verdad vuestro alejamiento comenzó y aún continúa, a medida que transcurren los segundos en estado matrimonial; he aquí un llorar y crujir de dientes en millones de seres; se verán separados; porque fueron guíados por ciegos; satanás, en el materialismo, los divide; vuestro sistema de vida, creyó que nó tomando en cuenta al Padre, llegaríais donde Él; no hijitos ciegos; sólo se llega al Padre, cumpliendo humildemente sus leyes; los que os colocaron en esta situación, nada saben de la eternidad; puesto que se dejaron guiar por sus impulsos, que no tienen Dios ni ley eterna; he aquí a donde habéis llegado; vuestros guías confundieron la libertad en el Padre, con el libertinaje individual; tomaron la dirección del mundo, y no tomaron en cuenta la Moral del Padre; hicieron las cosas según sus comodidades, y nó según el Padre; he aquí la caída de vuestro sistema de vida; he aquí el juicio en vuestras propias carnes y herencias; he aquí la realidad; he aquí el principio del fín; he aquí la causa Alfa; que será seguida por la causa Omega; he aquí el gobierno de los humildes; he aquí el principio que fué probado momentáneamente por el Padre; he aquí el fín de la bestia, que se alardeaba en el Reino, que ella era más eterna que el Padre; he aquí la caída de vuestros demonios encarnados.-

Alfa y Omega. El Cordero de Dios

Sí hijito; el que tenga ojos que vea y lea; el que tenga boca que hable y cuente; el que tenga oídos que oíga y comente; he aquí la divina parábola que se refería a toda Revelación futura; el que llege una Revelación al mundo, por alguien comienza; los primeros ven y oyen; y como se trata de las cosas del Padre, deben propagarlas por sobre todas las cosas; tal como lo prometieron en el Reino; ¿Que entendéis el adorar y comprender a Dios por sobre todas las cosas? así es como cayeron ante el Padre, los primeros llamados; los primeros que vieron los Rollos del Cordero; no sintieron ninguna emoción por la maravillosa Revelación; totalmente materializados ¡Ni la Biblia habían leído en sus vidas! y si la leyeron, lo hicieron sin fruto; a ninguna conclusión llegaron; menos comprendieron la Revelación; se perdieron la oportunidad de entrar al Reino de los Cielos; vuestro Creador y mi hijo que os he enviado con la Palabra viviente, lo sabíamos; más había que cumplir con lo que vosotros mismos prometísteis; muchos llegásteis a ridiculizar a mi hijo; no sabíais lo que hicísteis; el mundo os conocerá y os despreciará; y todo porque pedíais pruebas materiales; no se os dieron pruebas materiales, porque no las pedísteis en el Reino de los Cielos; y no las merecéis tampoco ciegos de las leyes del espíritu; si no habéis leído la Palabra del Padre, menos leísteis lo que os parecía venir de un loco; y de verdad os digo espíritus incrédulos, que no entraréis al Reino de los humildes; porque nunca la cultivásteis; falsos profetas de mi Palabra; esta aclaración hijito, es necesaria; porque así lo pidieron estos incrédulos en el Reino; y así se cumplió; pasemos ahora hijito, a la Ciencia Celeste; el espíritu y la carne nacen de un mismo punto; son creados del fuego solar; un espíritu recién creado que no a ido a ningún planeta a probar filosofía de vida, es de un color blanco brillante; es el color de una inocencia solar; y es una caloría que representa un trillonésimo de un círculo que tiene un diámetro de un centímetro; es la proporción creadora de los soles Alfa y Omega; cuyos círculos solares representan tantos círculos, como vuestra propia mente pueda imaginar; lo de arriba no tiene límite; y vosotros habiendo sido creados en un punto, donde nada tiene límites, es que vuestro espíritu toma discernimiento sobre la eternidad; tenéis conceptos de ella, por intuición; he aquí una Revelación y una parábola; antes de venir al mundo en que estáis, pedísteis la intuición; y se os concedió una tercera parte de ella; una tercera parte de un todo; el todo para vuestra evolución, es el círculo; y con esa tercera parte, debísteis cultivar la fé; que incluye a todas las virtudes; a todo vuestro pensar; la fé mueve montañas dice la parábola; quiere decir que fé-el para-y bola son círculos salidos del mismo punto de donde salió vuestro espíritu; y no exsiste montaña, en que sus moléculas no sean círculos; hasta vuestra mente genera ideas Omega; ideas que tienen la forma de un círculo; y todo cuanto véis en materia y espíritu, termina siendo círculo; que posee su cualidad y calidad; según su jerarquía; según su poder ante todos los demás; vuestro poder mental, puede transformar hasta cierto punto la materia; más, no puede conversar con la materia, como ocurre en el Reino de los Cielos; como lo demostró mi Hijo Primogénito; ordenando a los vientos que se calmaran; cuando nace un espíritu, la Madre Solar Omega conversa con el recién nacido; y lo venía haciendo antes que naciera a la vida celestial; conversa cuando se está gestando; lo que una madre terrenal no puede; el cuerpo de carne nace del mismo espíritu; y es un endurecimiento del mismo espíritu; es un fuego que se enfría por fuera; tal como sóis vosotros; temperatura por dentro y frío por fuera; lo de arriba es igual a lo de abajo; y si alguno es tibio por fuera, se debe a exceso de caloría; todo cuerpo de carne nace de la misma caloría del espíritu; lo de afuera es de lo de adentro; lo de afuera es un libre albedrío geometrizado; cuyo mandato es la sal de vida del espíritu; el cuerpo nace sin deseo del espíritu; nace por la exsistencia misma; se moldea sólo; porque el espíritu no participa en ello; está en un sueño de inocencia; este primer cuerpo es una magnetización con influencia de leche; la leche nace con la criatura; y por eso que todo bebé gusta de ella; vuestro alimento debió haber sido siempre la leche y los vegetales; porque son alimentos cuya filosofía son grandes en el Reino de los Cielos; pertenecen a la espíritualidad del Reino; y siendo grandes en el Reino, os defienden y abogan por vosotros ante el Padre; cuando vosotros en vuestro libre albedrío, les dísteis preferencia a ellos por sobre otros alimentos; y vuestra mayor violación en los alimentos, es la de haber comido la carne de otras criaturas; que al igual que vosotros, también pidieron probar la vida en sus respectivas vidas; vosotros sabíais que el Mandamiento dice no matarás; y la carne que coméis, es carne de sangre inocente; el Mandamiento es para todas las criaturas; porque nadie es menos ante el Padre; ni la materia ni el espíritu; es cierto que a veces os véis obligados a matar por defender vuestra vida; esto es prueba; si de vosotros no salió la intención de matar, salvos sóis; porque toda intención es juzjada en el Reino; toda carne que habéis comido en la vida, pide justicia en el Reino de los Cielos; y los espíritus que vosotros llamásteis animales, os esperan en el Reino; tal como muchos de vosotros hace, cuando a recibido ofensa en la vida; porque las escenas de todo espíritu que vivió abajo, continúan arriba; y debéis pagar poro por poro, molécula por molécula, ojo por ojo; célula por célula, diente por diente, oreja por oreja, vena por vena; de la carne que os comísteis; violando la Ley del Padre; olvidásteis la parábola-aviso que por siglos os venía diciendo: No hagas a otro, lo que a tí no te gustaría que te hiciesen; a vosotros no os gustaría ser descuartizados y ser devorados; como vosotros lo hicísteis con otros; ¿Y dónde estaban vuestros guías ciegos? ¿en qué silencio cayeron estos demonios de la roca? ¿no se abocaron en la vida a proclamar que ellos eran mi Palabra? que estos malditos os salven; malditos son porque han dividido mi rebaño en creencias erróneas; habiendo un sólo Dios nomás; así también ellos serán divididos entre la Luz y las tinieblas; ¿Con qué derecho se proclamaron continuadores de la Doctrina de mi Primogénito? eso era para los humildes de corazón; y estos falsos profetas de mi Palabra, nada tienen de humilde; ¿Es humilde acaso el que crea un templo lujoso? ¿es humilde acaso el que excomulga a otro? por lo demás, lo último no vale en el Reino; porque se le desconoce; como se desconoce la causa por la que viene; las llamadas religiones son desconocidas en el Reino de los Cielos; como es desconocida toda filosofía que divida a los hijos del Padre; nadie tiene derecho a dividir a nadie; porque nadie le gusta ser dividido; y porque fuísteis divididos en la fé, no entraréis al Reino de los Cielos; celoso es vuestro Padre Jehova; más, sólo reclama lo suyo; y lo mío es un todo sincero; no un todo dividido; nacísteis para cumplir las leyes del Padre, por sobre todas las cosas; por sobre toda división; por sobre todo demonio; tanto arriba como abajo; de verdad os digo, que si la roca religiosa no os hubiese divididos, de vosotros sería el Reino; la adoración material enseñada por los demonios religiosos, no agrada al Padre; no es que la desprecie; es porque no tiene mérito para el perfeccionamiento de vuestro espíritu; es por esta causa, que os fué enseñado: No adorarás imágenes ni templo ni semejanza alguna; y eso fué precisamente lo que hizo la roca del egoísmo humano; os desvió de la verdadera espíritualidad; os sacó del camino que conduce al Reino; y os alejó por eternidades de la Luz; porque basta un segundo o menos de fé dividida, y no se entra al Reino de los Cielos; cada segundo representa una exsistencia fuera del Reino; sumad los segundos transcurridos, desde el mismo instante en que seguísteis a la roca; si la seguísteis por toda la vida calculad los segundos de toda vuestra vida; y mientras más tiempo se creyó en la roca, mayor es vuestra división espíritual entre las tinieblas y la Luz; un hijo modelo para el Padre, es aquél que trabajando toda una vida, le estudió en sus horas de descanso; he aquí lo que debísteis haber hecho en vuestra vida; porque el que busca encuentra; y probada es su paciencia; de verdad os digo, que los Reinos de los Cielos, son de aquéllos que más difultad tuvieron en la vida; de aquéllos que más fueron despreciados y olvidados por la justicia humana; y primero es ante el Padre, el más sufrido entre los sufridos; porque mayor mérito tiene; porque se acerca más a los mandatos del Padre; y de verdad os digo, que ningún cómodo y rico del mundo, entrará en mi Reino; porque disfrutaron de una comodidad y riqueza, que jamás les correspondió; ¿No se enseñó que todo humilde es primero? ¿entonces, por qué habéis hecho lo contrario? ¿quién os mandó tener más que los otros? he aquí un árbol filosófico que no plantó el Padre; y de raíz será arrancado de la convivencia humana; porque de la dureza de todo demonio rico, nada espere el mundo; nada esperen los que buscan la justicia; porque estos demonios ambiciosos, no les importa a donde vaya a parar el mundo; son los perpetuadores de la división del mundo, entre ricos y pobres; y así como dividieron al mundo en ricos y pobres, así también serán divididos ellos en lejanos mundos; porque pedirán nacer de nuevo, para pagar lo que están haciendo en esta morada; así es la eterna ley; se pide nacer para avanzar pagando deudas; todo espíritu nace sacando su propio y futuro cuerpo de carne, de su propio espíritu; todo conocimiento que aprendéis, magnetiza vuestro espíritu; esta magnetización se llama la sal de la vida; vuestra temperatura espíritual, sufre una variación; varía su foco magnético en cualidad y calidad; a cada instante que pasa, estáis creando vuestro futuro cuerpo; porque cada uno se hace su propio cielo; y los que nada han aprendido, los espíritus holgazanes, perezosos, los cómodos del mundo, los que más se ilusionaron con el oro, volverán a un mundo de carne, semejante a la Tierra; porque como nada aprendieron, no tienen variación calorífica en sus espíritus; la sal de la vida que es el conocimiento, no les dá un cuerpo de carne nuevo; es una vida perdida que no dió fruto; y como el conocimiento en uno ú otro, no es igual en todos, es que nacen cuerpos diferentes; con características que van hasta el infinito; los humildes son los que más se acercan al Reino; porque sus sales de vida, están más cerca de los mandatos del Padre; han creado una geometría más perfecta para su futuro cuerpo de carne; y van por lo mismo a un mejor mundo; a un mundo de justicia; a un mundo donde todos son iguales; donde la igualdad no es calculada; ni es medida por intereses pasajeros; es una igualdad que se trae, en el espíritu; así fué la igualdad que todo espíritu humano del pasado, trajo al mundo; una igualdad que fué mancillada por una ciencia desconocida en el mundo; la ciencia faraónica; el demonio encarnado; enseñó a los espíritus del mundo antiguo, la ambición al oro; la explotación y la esclavitud; y el pueblo hebreo se contagió y propagó tales ideas; he aquí el primer heredero de satanás; el hijo mayor que contagió a los menores; la nación más antigua de la Tierra, que contagió a las naciones nuevas; un pueblo que sigue imitando a los malditos del pasado; un pueblo que no fué digno de la confianza que el Padre Jehova, depositó en él; un pueblo que sigue empleando la fuerza para solucionar sus problemas; un pueblo que nunca formará una patria; porque nunca fué humilde; más, oportunidad tiene; como la tiene todo arrepentido; el reconocimiento de todo error cometido principia por el arrepentimiento; al pueblo de Israel, le esperan duras pruebas espírituales; el mundo tratará de aislarlo; porque es una de las causas mayores, del dolor humano; son los más antiguos servidores del señor del oro; herencia del pasado faraónico; ciegos fueron de las leyes del espíritu; tan ciegos, que comprometieron la felicidad de un mundo; para servir al Padre Jehova, no fué preciso dividir al mundo entre ricos y pobres; antes de haberlo hecho, más os habría valido haber renunciado a vuestros impulsos; sólo satanás se divide así mismo; el pueblo de Isral nació pobre y terminará pobre; más, hay muchas clases de pobreza; y la peor de todas, es la pobreza espíritual; porque es sinónimo de violación a la Ley del Padre; más vale vivir pobre materialmente, y por toda una vida, que violar aunque sea microscópicamente una parte de la Ley del Padre; porque por esa microscópica violación, no se entra al Reino de los Cielos; ninguna criatura humana a entrado; por causa del señor de la riqueza; un sistema de vida, que no toma en cuenta la voluntad del Padre; y que aún continúa alejando a sus hijos del Reino; porque los segundos de violación siguen transcurriendo; esto cesará cuando cese el llamado capitalismo; porque nadie nació con derecho a tener más que los otros; todos son iguales ante Dios; tanto arriba como abajo; nunca debísteis haberme olvidado ni un instante en vuestras vidas; ciertamente que este mundo no me adoró con su trabajo; como le fué mandado; mi Ley era y es para todos; ¿Por qué unos trabajan y otros viven de la explotación? de verdad os digo, que todo explotador, será explotado en mundos que le esperan; grandes son ante el Padre, los trabajadores del mundo; porque es la única filosofía para entrar al Reino de los Cielos y no exsiste otra; todo trabajador tiene doble premio; su puntaje se divide y se multiplica por dos; un puntaje por su trabajo; otro puntaje por la explotación, a que fué sometido por un grupo de explotadores y ambiciosos; y un tercer puntaje de añadidura, que su espíritu ganó por practicar la caridad; como fué mandado; y a todos los explotadores y ricos del mundo, debéis entregar, lo que nunca os perteneció; como primer principio de arrepentimiento; con la vara que medísteis, seréis medidos; a los mismos que engañásteis, serán los mismos que os juzjarán; porque todo salió de una misma causa; el demonio siendo uno, os dividió a todos; porque no se puede servir a dos señores; esto lo sabía satanás; y vosotros ahora lo sabréis; más vale tarde que nunca; porque si no sóis despojados de lo que no os pertenece en este mundo, lo seréis en otro; la Justicia del Padre está en todos los puntos del Universo; está arriba y abajo; porque arriba y abajo, tienen los mismos derechos, que tiene vuestro espíritu; arriba y abajo son vivientes y su filosofía es la distancia llamada espacio; Sí hijito sé que estás pensando en los que han violado la Ley; ves en las calles, como se pelean para comprar la carne, de mis hijos asesinados; y veo que los contemplas, con infinita lástima; Así es divino Padre Jehova; ¡qué ciegos son! no tienen sentimientos; sólo les interesa devorar la carne de sus hermanos; Así es hijito; llorar y crujír de dientes, les espera a todo devorador de mis hijos; el sistema de vida, a hecho de ellos, unas bestias; bestias que devoran carne; porque así son llamados en el Reino de los Cielos; todas las filosofías que se viven en los lejanos planetas, son comentadas en el Reino de los Cielos, Así lo veo divino Padre; veo que los despreciados de este mundo, son todos telepáticos; veo bueyes, gatos, perros, corderos, leones, camellos etc. Sí hijito; así es; escrito fué que todo humilde y pequeño, es grande en el Reino; poseen poderes dormidos en la Tierra; porque también son probados en la vida en sus respectivas filosofías que pidieron; y toda filosofía es una forma de carne viviente; tal como ellos, vosotros pedísteis ser probados en la filosofía de monitos; es por esta Revelación, que toda Escritura os enseña ser humildes por sobre todas las cosas; es y fué para evitaros la verguenza más grande, que la criatura pueda pasar; sobre todo a los orgullosos; a los que se creen únicos; pobres de ellos; nadie es único; sino el Padre, que a creado el Universo; cuando veáis a mi Hijo Primogénito hacer hablar a mis hijos primeros, mudos quedaréis; ¿En dónde quedará vuestro orgullo de monito humano? ciertamente que desearéis desaparecer de este mundo.- 

Escribe: ALFA Y OMEGA.-